jueves, 3 de noviembre de 2016

Sucesos paranormales en puebla Continuacion

Lo que tenía que pasar, si eso que tanto anhelaba, nos fuimos al hotel. Pasamos la noche ellos de lo lindo, yo con la imagen de esa cosa que no me dejaba pegar los ojos, por que inmediatamente lo primero que veía era a esa cosa, y la incertidumbre de saber que era, o a que carajos nos íbamos a enfrentar esta vez. Muy temprano en la mañana comenzamos a trabajar, investigamos historias del lugar en fondas y con los pocos pobladores que hay por la zona, mientras otros se dedicaron a conocer la historia del lugar en el municipio, así mismo otros compañeros se fueron a platicar con el jefe de familia, que por supuesto era el principal sospechoso.

Los vecinos comentan que era un lugar muy tranquilo, hubo un tiempo incluso en el que era atracción, pues muchas personas visitaban para montar a caballo o para que sus hijos lo hicieran. Pero que cierto día cerraron al público y se dedicaron exclusivamente a la crianza y venta de caballos pura sangre. Poco a poco nos fuimos enterando que la familia era muy amigable, la señora era muy caritativa, y siempre trataba de ayudar a los demás, incluso varios días a la semana hacían comida y abrían las puertas del rancho para que la gente pasara a llenar la barriga. La hija, era una joven bonita, pero que se la pasaba en puebla, pues ahí estaba la cede de sus estudios, en cambio el hijo, aunque era amigable, tenía un carácter fuerte, sin embargo era uno de los que más se encontraban en el rancho, pues dejo los estudios para dedicarse a esto. El padre de familia tenía varios negocios a lo largo del DF, la mayor parte de ellos tintorerías, y papelerías. Además de algunas medianas empresas, como imprentas, y servicios de recursos humanos, nada fuera de lo normal hasta ahora.

La historia del lugar era otra, pues al parecer el terreno iba a ser como cementerio, sin embargo a final de cuentas un pudiente, sin embargo entre reportes y cosas faltantes, al parecer, si llego a ser un cementerio. Una vez comprado el lugar, movieron el pequeño cementerio y según los documentos a los ocupantes del mismo, al nuevo. Antes de ser hacienda, el pudiente planeo que fuera una escuela, pero al parecer la idea se destruyo al ver lo poco redituable que hubiera sido. Tiempo después se construyó un matadero de ganado bovino, años más tarde fue cerrado según el reporte, por falta de higiene, aunque los reportes estaban ya muy viejos, y a nuestro punto de ver muy manipulados, lo cual indicaba que seguramente pasaron por las manos de la corrupción. Muchos años estuvo abandonado, tiempo después llegaron los asesinados dueños, los cuales de alguna forma habían obtenido la posesión del lugar, y de ahí se transformo en un rancho, que en principio se dedico a la trata de ganado bovino, para la creación de leche y quesos, pero poco a poco fue cambiando de productos.

Los demás compañeros interrogaron al padre, por el momento una declaración simple, según él estuvo fuera el fin de semana por que tuvo que ir a hacer trámites necesarios para la declaración de impuestos de sus negocios, así mismo dijo que tenía que atender algunas cuestiones bancarias, prestamos y pagos, y que de hecho el había estado fuera desde mediados de la semana pasada. Extrañamente, los empleados del lugar dicen que el patrón no salió sino hasta el viernes en la noche. Dice no saber que pudo haber pasado y quién los pudo haber matado, sobre todo de esa manera tan fría. Dijo haber estado todo el tiempo en la ciudad de México, y haber tenido contacto exclusivo con sus empleados, y algunos trabajadores de los bancos con quien tiene inversiones. Añadió no tener a ningún sospechoso en la lista, pues ellos no tenían enemigos, sino más bien muchos amigos, casi todo el pueblo, por los bienes, que sobre todo, su esposa les hacía. Pero al final antes de que el equipo saliera, dijo, tal vez, si, sospecho de una familia, que nunca asistió a nuestras fiestas y reuniones, y siempre que la saludábamos, nos veía con ojos de coraje, nos proporciono la dirección y por supuesto esa fue nuestra siguiente parada. Llegamos a una casa de ladrillos, con techo de lámina, nos recibió una señora muy amable de hecho.

Pero yo digo que para que les cuento lo que nos dijo la anciana, si esto de todas forma va a tener una tercera parte no?
Saludos.

0 comentarios:

Publicar un comentario

Gracias por participar en esta pagina!